Villas Foch, un hotel combinando lujo y elegancia en Bordeaux

Habitaciones y suites de prestigio entre 20 y 65 metros cuadrados en Bordeaux para un descanso absoluto

Quedará gratamente sorprendido por la delicadeza de esta arquitectura francesa. A primera vista, se fijarán en una decoración a la vez elegante y relajante, combinando sutiles matices de colores. Colocarse en un sillón de pana, tomar el sol en un largo balcón y tumbarse para un sueño 5 estrellas, un programa acogedor de lo más relajante.

HabitaciónCosy

Esta habitación de más de 20 metros cuadrados es una auténtica burbuja de dulzura. Sus techos inclinados, su suave moqueta y sus vistas a los techos de Burdeos le dan aires de nido acogedor mientras que la luz, delicadamente modulada, les sumergirá en un romántico ambiente.

HabitaciónLujo

Desde la inmensa ventana de estilo Haussmann este nido acogedor de 25 metros cuadrados, admiren las impresionantes fachadas características del patrimonio bordelés. El tiempo pasado dentro de aquellos muros cargados de historias dará lugar, sin duda alguna, a maravillosos recuerdos.

HabitaciónPrestige

En esta habitación de 30 metros cuadrados, se rendirán ante la majestuosa altura y el amplio cuarto de baño; será de lo más agradable relajarse en él. Las fachadas bordelesas, al alcance de la vista, son como una escena de estilo siglo 19. Tenemos una habitación minus validos.

SuiteJunior

El encanto de lo antiguo concede a estas suites peculiaridades encantadoras para un experimento nuevo a cada una de sus estancias. La suite de la planta baja dispone de una hermosa y verdeante terraza privada, no duden en comunicarnos sus preferencias cuando reserven.

L'Atelier

Arriba, en los techos, se desprende un ambiente inspirador de esta suite de 35 metros cuadrados por su aspecto de taller de artista. Uds. quedarán literalmente dormidos debajo de las estrellas que percibirán desde la cama.

SuiteFoch

Punto culminante de esta hermosa vivienda, la suite Foch, de 65 metros cuadrados, es la esencia misma de la elegancia a la francesa. Andarán sobre un precioso parqué de época de puntas de Hungría. Pasen del salón a la habitación y duérmanse en una cama Super King de matrimonio de máxima comodidad. Desde el largo balcón, la plaza de los “Quinconces” se ofrece a la vista, como una pintura.